Paneles Solares

Paneles Fotovoltaicos

Los paneles solares fotovoltaicos funcionan mediante la incidencia de los rayos solares sobre su superficie, lo que obliga a que estos estén correctamente orientados en todo momento hacia el Sol para captar toda la luz posible. Esta luz transmite energía a lo electrones, lo que provoca que estos se separen de protones y neutrones y sean liberados del panel en forma de electricidad. Existen varios tipos de paneles solares fotovoltaicos: de ilicio puro monocristalino, de silicio puro policristalino, se silicio amorfo, de aresniuro de galio, de teluro de cadmio, de diseleniuro de cobre en indio o tándem.

Monocristalinos

Los paneles solares monocristalinos están fabricados de silicio de alta pureza por lo cual poseen alta eficiencia. Se distinguen por su color oscuro y bordes redondeados Con el mayor nivel de eficiencia del mercado, que puede alcanzar el 20%, las células monocristalinas son las más adecuadas para su instalación en zonas donde la exposición a la luz solar no es muy alta por su alto rendimiento en estas condiciones.

Panel Fotocristalino

Policristalinos

Los paneles solares a base de células policristalinas cuentan con una larga trayectoria en la industria, puesto que su fabricación arrancó ya en la década de los ochenta. Su mayor ventaja respecto a las celdas monocristalinas parte de un proceso de producción de menor coste, que tira a la baja el precio final de estos sistemas.

Para este producto, el silicio se funde y se introduce en moldes con los que se da forma a las células. Con este proceso no solo se utiliza una cantidad mucho menor de este elemento, sino que se evitan las pérdidas en la fase de producción